3 Hábitos de empresas poco exitosas

Normalmente escuchamos sobre lo que las empresas grandes hacen bien. Pero hay lecciones que aprender de los rasgos que impiden a muchas empresas alcanzar su potencial. Si identificas los factores que limitan el éxito de tu negocio, puedes generar nuevas ideas acerca de cómo obtener un mejor rendimiento.

Hay tres inhibidores clave que impiden a los equipos de gestión a construir un negocio exitoso.

Circunstancias “Inmutables”
Siempre hay opciones y elecciones. Podemos cambiar nuestra forma de dirigirnos a los clientes, empleados u objetivos. No siempre vamos a ser capaces de cambiar los tres – pero nunca habrá un momento en que no podamos cambiar al menos uno de ellos.

Cuando los equipos de gestión exitosos son capaces de ver objetivamente los hechos, pueden ver opciones y flexibilidad. Por ejemplo, no todos los activos de la empresa están en el balance: compromiso con el cliente y la lealtad, las relaciones y la ubicación (por nombrar algunos), siempre se puede aprovechar el crecer más allá de las cuatro esquinas que tu empresa ocupa ahora. Las oportunidades siempre existen, incluso en circunstancias difíciles.

La falta de hitos
Los hitos nos permiten saber que vamos por el camino correcto. Las empresas infructuosas no identifican como se “ve” el éxito y no crean los indicadores que los midan. El crecimiento y la rentabilidad por sí solos no son sostenibles sin hitos.

Cuando planeamos lo que queremos, llegamos mucho más rápido. Para establecer hitos, en primer lugar identifica dónde quieres que la compañía esté dentro de cinco años, basado en los indicadores ligados a los impulsores de la creación de valor. A continuación, trabaja hacia atrás hasta la actualidad, describiendo los pasos importantes y logros que han de suceder en el camino. Por último, dejarlos a la vista y realmente celebrarlos al llegar a cada una de ellos.

La falta de seguimiento
Después de que los equipos de liderazgo hacen el trabajo difícil de ver objetivamente los hechos, contratar personal clave y los hitos del plan, es necesario hacer un seguimiento de re-evaluación de sus planes regularmente. Las empresas poco exitosas normalmente dejan las revaluaciones muy abajo en la lista de “por hacer”.

Tal vez tu estrategia vigorosamente desarrollada no está funcionando. O tal vez todo va exactamente según el plan, pero todo el mundo es miserable. En cualquier caso, es necesario volver a pensar y hacer los cambios que sean necesarios para volver a la pista. Steve Jobs creía que la satisfacción profesional también se puede extender a la estrategia de negocio: “Si hoy fuera el último día de mi vida, ¿querría hacer lo que voy a hacer hoy? y cada vez que la respuesta ha sido no, por demasiados días seguidos, sé que necesito cambiar algo”.

Las empresas sin éxito no siempre tienen que estar al borde de la decadencia o el fracaso. Podrían estar haciéndolo bien nominalmente, pero así mismo, estar perdiendo enorme potencial de mercado. Entender que las situaciones son cambiantes, crear hitos, y hacer una evaluación integral, tu equipo alcanzará su máximo potencial.

Fuente externa.-

¡Inscríbete a los Boletines de Emprendores.do!

Inscríbete y recibe semanalmente nuevo contenido

Política Anti-Spam. Sólo recibirás correos de Emprendedores.do. Puedes darte de baja cuando quieras

Autor: Emprendedores Dominicanos

Comparte esta publicación en
468 ad

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *