Cerrar el negocio o echar el pleito

Las distintas economías del mundo presentan constantes fluctuaciones. En cada una de ellas se puede ver cómo los distintos sectores productivos se ven afectados por la variabilidad inherente a los diferentes mercados; siendo las PyMEs las que reciben un mayor impacto. Esto trae la disyuntiva, ante la realidad de resultados adversos, de si cerrar el negocio o echar el pleito.

¿Qué hacer ante la realidad de tener que cerrar el negocio o echar el pleito?

Ante ésta situación, y desde la perspectiva financiera, es necesario, antes de tomar una decisión, evaluar la empresa desde dos perspectivas: 1- Factibilidad y 2- Rentabilidad. Estos dos puntos permitirán tener una panorámica económica con elementos que servirán como puntos de referencia para la toma de decisión

La factibilidad del negocio mide si es viable; tomando en cuentan los costos y su relación respecto de los ingresos. En otras palabras, determinar los requerimientos mínimos para el desarrollo de las operaciones y si estos están siendo satisfechos con el ritmo del mismo. Dentro de este análisis no sólo se deben tomar en cuenta los aspectos numéricos, sino, aquellos vinculados al mercado. En donde se identifiquen las tendencias que siguen los consumidores; de manera que se pueda ver si el negocio va acorde a ellos.

El segundo aspecto es la rentabilidad; que revela si se está logrando alcanzar las expectativas financieras. Dichas expectativas están relacionadas a qué se espera que deje como beneficios. Analizar si las utilidades logran cubrir lo esperado por la empresa y por los(as) accionistas.

Alternativas

En ese sentido, si estos dos requerimientos son alcanzados, aún existan un cierto nivel de recesión económica, se puede echar el pleito. Reajustando la estrategia del negocio. Enfocándola a la tendencia que marca el mercado, e identificando lo que no es productivo para entonces eliminarlo.

En el caso contrario se deben ponderar, dentro de una gama, tres opciones principales posibles: a) Alianzas estratégicas, b) Vender o c) Cerrar el negocio; en ese mismo orden, a razón de que el término de operaciones debe ser la última opción. Ya que las fluctuaciones son parte de la dinámica de la economía y es probable que el negocio esté siendo afectado por alguna oleada propia del mercado. Por lo que dicha decisión debe ser tomada sobre la base de un análisis objetivo tomando en cuenta los factores antes mencionados.

Por otro lado, si se llega a la conclusión de que definitivamente es necesario dar fin al proyecto, entonces, debe llevarse a cabo. Tomando en consideración que el objetivo principal de cada emprendimiento es la generación de riqueza y valor, tanto al negocio como a los(as) propietarios(as), de manera que si esto no se logra entonces lo que se está haciendo es perdiendo dinero, que es mucho peor.

Conclusión

Si luego de haber hechos los análisis de lugar, se llega a la conclusión de que lo mejor es terminar las operaciones, es importante que se sepa que cerrar el negocio no necesariamente significa una derrota. Esta decisión puede enmarcarse dentro de una estrategia ante una realidad determinada en la cual se busca extraer el mejor provecho de ella.

Josías Ortiz González, MaF

info@FinanzasyProyectos

www.FinanzasyProyectos.net

@FinProyectos

@josiasortizg

¡Inscríbete a los Boletines de Emprendores.do!

Inscríbete y recibe semanalmente nuevo contenido

Política Anti-Spam. Sólo recibirás correos de Emprendedores.do. Puedes darte de baja cuando quieras

Autor: Josias Ortiz Gonzalez

Licenciado en Administración de Empresas con Maestría en Finanzas Corporativas por la Universidad APEC. Director Ejecutivo y Consultor Senior de la firma Finanzas & Proyectos. Enfocado a proveer respuestas que sirvan para alcanzar los objetivos deseados,sobre la base del análisis sistemático de las realidades de la empresa. Falicitador certificado para la formación profesional. Expositor y escritor de temas relacionados a la buena gestión financiera empresarial y personal.

Comparte esta publicación en
468 ad

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *